HomeUniversidadJóvenes expulsados de la UM ganan amparo de la justicia federal en primera instancia

Jóvenes expulsados de la UM ganan amparo de la justicia federal en primera instancia

La restitución de los estudiantes expulsados de la Universidad Michoacana, instruyó un juzgado federal en primera instancia al Consejo Universitario, a quien le pide actuar en base al resolutivo del Tribunal Universitario, que proponía sancionar con la suspensión por un año a los jóvenes y no dejarlos fuera en definitiva de la institución, como lo votaron los consejeros en sesión del 9 de marzo del 2018.

De acuerdo con el abogado Joel Caro, a cargo de la defensa de los estudiantes expulsados en el 2018 por su participación en una movilización estudiantil ocurrida en 2016, “se ganó el amparo indirecto en la primera instancia, que dictó sentencia para que la resolución del Consejo Universitario, de expulsar a los jóvenes, sea insubsistente” y que el máximo órgano de gobierno en la UM, vuelva a atender el dictamen del Tribunal Universitario, el convenio con la rectoría y los jóvenes para que estos se desistieran del amparo y sólo fueran suspendidos por un año, no expulsados.

En su resolución en primera instancia, el Juzgado 4 de Distrito señala que el Consejo Universitario, deberá “dejar insubsistente el acuerdo número ocho de la sesión ordinaria celebrada el nueve de marzo de dos mil dieciocho”, además de “emitir una nueva resolución en la que analice los motivos de la consideración así como en los dictámenes elaborados por la Comisión Permanente denominada ´Tribunal Universitario´, y con base a ello resuelvan lo que en derecho corresponda”.

El proceso, agregó, sigue en el Juzgado Segundo de Distrito, una vez que la Universidad Michoacana “recurrió” el recurso, con el argumento de que el juez no puede juzgar dos veces sobre el mismo asunto.

Ante este argumento, según Caro, “una cosa es la expulsión definitiva original, lapso en el que los jóvenes se desistieron del amparo en curso ante un acuerdo con la Rectoría, lo que hizo el Consejo no fue aprobar el nuevo dictamen, por lo que no es un mismo resolutivo el que se está combatiendo”.

De este modo, será el curso que se desarrolle ante el juzgado federal, en la segunda instancia, el que determine si se soporta la insubsistencia de la expulsión en contra de los jóvenes, quienes en principio eran 9 pero dos de ellos desistieron de la demanda de amparo y se retiraron voluntariamente de la Universidad Michoacana.

En el 2016 se realizó una movilización que paralizó por casi cuatro meses a la Universidad Michoacana, en demanda de ampliar la matrícula principalmente a carreras del área de la Salud. El rector en ese entonces, Medardo Serna González, al igual que el secretario general en su administración, Salvador García, encabezaron en los últimos días de la movilización personalmente el desalojo de los ocupantes, incluso hay testimonios grabados donde éste último arremete para derribar una valla metálica en Ciudad Universitaria.

A partir de ahí, el Consejo Universitario inició un proceso tendiente a la expulsión y ante el que se ampararon los jóvenes, quienes desistieron del mismo ante el ofrecimiento de Serna de sancionarlos sólo un año, como lo proponía el Tribunal Universitario, y no expulsarlos en definitiva, postura que no cumplió el rector cuando el proceso de amparo fue retirado por los universitarios, además moradores de la Casa del Estudiante Nicolaita.

Tu opinión es importante:

comentarios